viernes, 9 de octubre de 2015

Tréboles y flores amarillas

3:00 am
La hora de las brujas me despierta.
Hay olor a tierra mojada después de la lluvia.
Vuelvo a ti y repaso el día como me enseñaste y nunca hice.
Hay días que nacen sin saber que serán inolvidables.
Me quedé con tu encendedor en mi bolsillo, en mis manos la lapicera azul que me regalaste,
afuera hay tréboles con flores amarillas
y anidándome en los labios todos los besos que dejaste.
Un tren puede llevarte a tu mejor destino, cuando decides deliberadamente robarle horas a la vida.
Ya no llueve y recuerdo tus manos con explicaciones y risas en medio del vino,
alguna nube en mis ojos que siempre disipas con tu mágico hechizo.
Las horas se hacen minutos a tu lado.
Tus abrazos... existe acaso mejor lugar dónde quedarse?
Caminar a tu lado, contigo,
tu mano en mi mano conquistando veredas a cada paso. Existe mejor lugar dónde perderse?
Ay una Magia que nos rodea.
Te das cuenta ? que perdemos la noción del tiempo aún mirando el reloj?
Que todos los espacios que pisamos son nuestros?
Que olvidamos circunstancias y pensamientos mirándonos a los ojos?
Que hablamos tantos idiomas y aún así nos entendemos? Te dije - Lo que se siente: se siente. (también nuestras batallas nos hacen ser quienes somos).
4:36
Comienza a llover nuevamente y hay pájaros que cantan con la lluvia.
Quisiera estar contigo ahora, somnolienta, despeinada y abrazarte (solo sentir tu cuerpo junto al mio, que me sepas a tu lado y también me abraces).
Quisiera despertarte entre caricias y mostrarte lo que escribo para ti... y que me saques el cuaderno de las manos para abrazarme diciendo: seguí durmiendo "poeta" con un beso en la frente.
Hay trenes que pueden llevarnos al mejor destino... y otros que nos traen de regreso, con la promesa de nuevos viajes.
Seguiré durmiendo un rato mas antes que amanezca, con la ventana abierta como pediste para que vengas a soñar conmigo... (desperté pensando en ti)
Y aunque aún es de madrugada... Buenos días mi amor.
Alondra










"Azul"




                                                         

Soledades

La noche encierra en su raíz profunda
el deseo de cerrar los ojos...?
Versos sueltos.
Astros y planetas en el inmenso cielo.
Dime si de a poco........ acaso va muriendo?
Sigiloso y lento el sonido del silencio avanza.
Dime... solo yo lo escucho?
Llena de preguntas está la Luna henchida.
La serenidad se oculta en el ojo del tornado.
El viento desdibuja lo que otrora era perfecto.
El vuelo del pájaro y el nido.
Huellas en la arena donde antes eran pasos.
Dudas.
Culpas y pretextos.
El siempre no existe cuando se diluye en otro tiempo.
Suelta las palabras si queman la garganta
Déjalo fluir
... o mírame directo
y dime que no es cierto.
Contando horas en medio del desierto. Soledades.
Alondra

El gris de los días

... Y llegará la primavera
rezagada,
tal vez... con flores abiertas del verano.
Y quizás el corazón se haga sonrisa
y los labios
dulces besos sin vestirse de llanto.
Falta tanto y es tan poco.
La fé cuesta cara
y es fácil cuando es de otros.
La ternura apresada entre las manos,
amando y callando,
desbordando como río.
La razón perdida en laberintos
y la muerte y la vida batallando.
Hay alguien que responda mis preguntas...?
Algún sabio dios por viejo santo o por pagano?
Porqué duele tanto morirse de pasado?
Porqué el deseo de vivir profana manantiales?
Porqué días interminables?
Como y cuando ser invencible...si los ruidos
y los ecos me vuelven tan cobarde?
No soy acaso la que dice: "Ya todo estaba escrito desde la primer pisada"?
La mirada, la estrella cocida en mi vestido.
El libro que apoyo entre mis piernas y en la mano el azul con el que escribo.
Realidades impresas en la frente y tu de repente... me haces falta.
27/9/15